viernes, 11 de diciembre de 2009

MILAGROS, ¡TAMBIÉN HOY!

.
El photoshop en la fotografía y las sofisticadas técnicas digitales que utiliza el cine en sus efectos especiales, nos han enseñado que todo es posible, por muy increíble que parezca. Viajar por las galaxias, desaparecer, moverse a la velocidad del rayo, parar el tiempo, incluso aparecer con tu pareja en los Campos Elíseos, teniendo como fondo la famosa torre Eiffel, cuando nunca has estado en París.
¿Es esto milagroso?, Por supuesto que no. -Nothing is real-; sin embargo, pienso, no sé si será por la costumbre, que este mundo está empezando a perder su capacidad de asombro ante lo realmente sorprendente.
Los milagros, claro que existen; han existido desde hace siglos y se siguen dando también en nuestros días.
Dicen que Dios no existe porque no lo ven, no lo sienten, no perciben su presencia; dicen que no se manifiesta. ¡Cuántas películas y literatura se ha escrito acerca de ese silencio de Dios!....
.
Fuera de buscar sucesos extraordinarios, ¡la vida misma es un milagro!, el cuerpo humano, las plantas, el planeta donde habitamos, la increíble pero exacta armonía del universo; ¡todo tiene el sello de Dios!
Pero aún así, también lo dice la historia, han tenido lugar en el pasado hechos raros e inconcebibles que también lo tienen. Curaciones asombrosas, experiencias trascendentales, “avisos” precognitivos, todas esas cosas que algunos esconden bajo los nombres de paraciencia.
Claro que en eso de la parapsicología hay mucho cuento, pero no se puede generalizar, ni se debe meter todo lo que no entendamos en el mismo saco. Lo “raro”, igual que el sur, también existe y merece tener cierta capacidad de reflexión.
.
Nos dice la Escritura que, en los tiempos de Jesús y en la predicación posterior de los primeros Apóstoles, abundaban los milagros; pero hoy también se siguen dando, aunque los llamemos de otro modo y aunque muchos de ellos, son milagros espirituales en forma de conversiones sorprendentes; yo conozco muchos casos.
De los otros, de los milagros más visibles, también se dan casos, hay están para quien las quiera acoger, las apariciones de la Virgen en Medjugorje, verdadero aviso al mundo a la transformación personal radical antes del desastre. Y también las apariciones de la Virgen de Guadalupe en México, que recordaremos mañana por ser su fiesta.
No voy a hablar de los muchos hechos milagrosos que rodean a aquella aparición guadalupana, para eso, me remito al vídeo que al final de estas líneas, expondré; pero si quiero constatar el hecho innegable que hoy, los milagros existen, porque la mano de Dios está continuamente sobre nosotros, porque nos quiere y quiere que nos salvemos, porque, a pesar de todas nuestras negaciones, no nos quiere dejar de lado.
.
Las apariciones marianas, las curaciones prodigiosas, los milagros eucarísticos (
Ver enlace), hoy todavía persisten, no son cosa del pasado, no son tan solo efectos especiales de cine, ni son cuentos asombrosos; los fenómenos se mantienen, a pesar de que todos esos milagros nos puedan parecer incompatibles con los tiempos modernos.
.
Recientemente, el periodista Michael Paulson analizó, en la revista “The Boston Globe”, el fenómeno de los milagros. Según Paulson, "los milagros no han desaparecido en nuestro tiempo –a pesar de que parezcan contradecir la mentalidad moderna- pero sí que ha cambiado la forma en que la Iglesia Católica Romana los tiene en consideración. Ahora, la Iglesia cuenta con todo un elenco de especialistas en medicina que, desde una perspectiva siempre científica, tratan de diferenciar las recuperaciones asombrosas, médicamente comprensibles, de las curaciones milagrosas, sin explicación científica alguna". (
ver enlace).
Y con respecto a los milagros marianos, ya en 1984 el cardenal Joseph Ratzinger, cuando era prefecto de la congregación para la doctrina de la fe, declaro que, "uno de los signos de nuestros tiempos es que los anuncios de 'Apariciones Marianas' se están multiplicando por todo el mundo".
.
Es decir, Dios no solo hizo milagros en los tiempos bíblicos sino que también suceden en la actualidad. "También hoy se obran milagros y en cada uno de ellos se dibuja el rostro del Hijo del hombre-Hijo de Dios y se afirma en ellos un don de gracia y de salvación" (Juan Pablo II, Audiencia general de SS Juan Pablo II, 18 de noviembre, de 1987).
.
Los milagros, hoy como antaño, tienen como propósito verificar la obra de Dios. Son signos de la omnipotencia divina, del poder salvífico y del Amor de Dios. Todo lo que El hace, lo hace con motivo del reino de Dios y de la salvación del hombre. Lo hace por Amor. Son signos y señales de Amor y así hay que tomarlos.
Pero para tomarlos así, lo primero que hay que convencerse es que existen, que Dios puede hacerlo y lo hace, y que todavía no agota su inmenso amor por el hombre que lo expresa también hoy, en pleno siglo XXI, mostrándonos su Amor, también a través de esas CONSTANTES llamadas sobrenaturales.
.
Aprovecho el post, los vídeos y el día para felicitar a todas las Guadalupes en el la víspera del día de su onomástica.

* * * * *

8 comentarios:

Militos dijo...

YA VEO QUE ME ADELANTÉ A COMENTARTE ANTES DE QUE PUBLICARAS SOBRE LA VIRGEN DE GUADALUPE Y TE PUSE EL COMENTARIO EN EL POST ANTERIOR. TÓMALO C0MO PARA ÉSTE.
BESIÑOB

LO QUE SI TE REPITO SON LAS FELICIDADES PARA TUS GUADALUPES

E. Baregó dijo...

hermoso pos, revela mucha fe y lectura de la vida desde ella. Veo que sus últimos tienen referencias a Santísima Virgen, y cómo no, si es adviento, tiempo mariano por excelencia; además es nuestra Señora.

Gracias por sus constantes visitas y comentarios a nuestro blog, yo aunque no le comento, siempre le leo.

Bendiciones

E. Baregó dijo...

Se me olvidaba. Perdón. Salúdeme a su esposa e hija, pues el 12 de diciembre celebran su onomástico. Que la virgencita de Guadalupe les bendiga. Estarán en mis inteciones desde hoy,viernes 11.

Bendiciones

blumun dijo...

Claro que Milagros hoy, tengo una vecina que se llama así ;)
Mira, querido, me costará (y mucho)perdonarte, que a mi post le llamaras crítica jeeeee
Hijito mío, lo de las diabólicas es por el Johnny que está muy pachucho, en LA.
Y apenas he dicho nada, lo indispensable para pegar un vídeo y photos.
Bona nit :)

Militos dijo...

Buenas noches Arcendo, con el lío que me armé con la Virgen de Guadalupe, no me ha quedado más remedio que volver otra vez a releerme tu post.

Claro que los milagros existen también hoy, ¡qué me lo digan a mi!
Jesús no Ascendió al cielo, dejándonos a nuestro aire, no sólo nos dió a su Madre (la más hacedora de milagos) y a su Iglesia, no a la de Bono, para que nos hiciera llegar su doctrina intacta, sino que la posibilidad del milagro también la dejó a nuestro alcance con su:"Pedid y recibiréis" y con la fe que mueve montañas.Lo que occurre es que no siempre somos merecedores de milagro alguno.

Ahora sí: ¡¡Felicidades a tus dos Guadalupes!! Que paséis un sábado pleno de los milagros de cada día.

Besiños, amigo querido

Militos dijo...

Se me hace raro que a estas horas no hayas aprobado ningun comentario. Ya sabes lo preocupona que soy.
Perdona, también soy una imprudente insoportable
Ya sabes que para mi bien o para mi mal, esta Hoja, verde o amarilla, segun las estaciones, es mi mayor estímulo y consuelo en este mundo bloguero.
Besiños preocupantes e insoportables

Guerrera de la LUZ dijo...

¡Holaaaaaaaaaaaaaaaa tesoro!
Qué alegría leerte ...

Jo, gracias por anunciar la fiesta de Coatlallope (en nahuatl) , lo tenía completamente olvidado, es mañana???, es decir, hoy 12? bueno ahora lo miro. Cómo me gustaría ir a México a verla, encinta, con el corazón del bebé latiendo. Esa tilma es un milagro vivo y permanente y los científicos lo saben.

Milagros hay muchísimos, y suceden para los que creen en ellos. Jesús se marchó de algún sitio (no me acuerdo cual) sin hacer ningún milagro y alegó que no había fe en aquél lugar. Así que, pidámosle al Señor constantemente que nos aumente la fe!

¡¡Te quiero, te he echado de menos tesoro!!

TERE dijo...

Milagros en la actualidad, claro que los hay. Pero es tal como tú lo dices, estamos inmersos en el mundo de lo fantástico, de los avances tecnológicos, de la ciencia ficción, de los efectos especiales y también de los engaños cínicos y descarados que quieren siempre "explicar" y minimizar las cosas que suceden.
No recuerdo si fue contigo con quien comenté, pero a mí sólo me basta ver el cuerpo humano y el universo infinito, para darme cuenta del maravilloso milagro viviente que somos y la inmensidad de Dios Padre.
La tilma de Guadalupe es otro milagro palpable que muchos han querido destruir, pero nadie puede explicar.
Saludos y felicitaciones a tus dos Lupitas (¿también les dicen así en España?)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...