jueves, 14 de enero de 2010

DIALOGO ABSOLUTO DE UNA TARDE RELATIVA.

.
El relativismo se ha convertido en la nueva expresión de la intoleranciaCardenal Ratzinger en la clausura en Murcia el Congreso de Cristología organizado por la Universidad Católica de San Antonio.
.
En este tiempo invernal, que lo mismo nieva, llueve o graniza, uno echa de menos las tardes estivales en la terracita del bar de la esquina.
Cañita, pincho y la Gaceta… ¡que lujo!, ¿Cuándo volverá el verano?... ¡carámbanos, con el frío que hace!
Vaya comienzo de post, eh?.., pero lo que hoy os quiero relatar sucedió en una de esas tardes gloriosas que evoco.
Os cuento…, No suelo yo, ser comadre que ande escuchando detrás de las puertas, conversaciones ajenas, es más, es actitud que repruebo y me repugna, sin embargo, aquella tarde agosteña no pude evitarlo, y además con gusto, lo confieso.
.
Como ya he comentado, estaba yo saboreando la vida en la terraza del “Abascal”, cuando en la mesa contigua aterrizaron dos mozalbetes, con pinta de universitarios. No es que sea yo, muy perspicaz, sino que sus rostros barbilampiños y sobretodo sus carpetas de apuntes y libros les delataban, si añadimos a eso, que vivo cerca de varios Colegios Mayores…, ¡verde y con asas!
.
A veces, cuando la lectura del diario se me despista, uno de mis divertimentos, posiblemente inducido por mis antiguas lecturas de Sir Arthur Conan Doyle, es deducir todo lo que entra en mi campo de visión, en este caso la pareja antedicha.
En seguida me atreví a conjeturar, por su juventud, que eran estudiantes de primer o segundo año de carrera y por las conversaciones que empezaban a tener, supuse que eran de letras, posiblemente filosofía, políticas o periodismo; posteriormente esto, creo que se irá confirmando cuando vayamos avanzando en este post.
.
Así pues, una vez acomodados y servidos, la pareja de estudiantes, entraron en esa animada charla, que por cercanía y por fascinación fui incapaz de evitar. Os la relato, porque es realmente jugosa y merece la pena recordarla.
.
- Luis: No sé que coño, les ha entrado al Papa y a los curas con eso del Relativismo, ¡como si fuera pecado!. El relativismo es la opción más humana y real que existe.
.
- Paco: ¿Cómo puedes decir eso?, no ves que eso es una contradicción total.
.
L: - Mira a mi no me engaña…¡ni Dios!, no existen verdades absolutas, lo que es verdad para unos, para otros no.
.
P: Eso no es así, la verdad existe, y es única y válida para todos. Bien es verdad que los hombres somos limitados, y nadie posee la verdad totalmente, pero eso no excluye la existencia de la verdad.
.
L: Querido Paquito, ya lo decía Campoamor, “En este mundo traidor / nada es verdad ni es mentira / Todo es según el color / del cristal con que se mira”.
.
P: Joder, Luis que literario te me has puesto. Pero yo sigo con lo mismo, y además el versito me ayuda. El relativismo es la falacia más grande que ha existido porque es el rechazo de la existencia de la verdad y es la defensa de que todo es opinable, que todo depende del punto de vista.
.
L: ¡Claro que sí!... ¿Y no es así?.
.
P: ¡NUNCA!, El punto de vista puede fijarse más en un aspecto u otro, y acertar más o menos con la realidad. Pero la realidad es como es, con independencia de quien la mire.
Y las cosas son como son, y cada uno las interpreta a su manera acercándose más o menos a la realidad. Aunque Dumbo sea una buena película, en realidad los elefantes no vuelan.
.
L: Jajaja, lo de Dumbo ha estado genial, pero es pura demagogia. Aquellos que afirman que existe una verdad absoluta son unos dogmáticos intolerantes que violan la libertad de los demás, incluso aunque no pretendan convencerles por la fuerza.
También me dirás que no se puede opinar de nada… ¿no?
.
P: Bueno, bueno, bueno; no tergiverses mis palabras, por favor. El que yo defienda que no todo sea opinable, no significa que yo diga que no se puede opinar de nada.
Se puede opinar sobre cualquier cosa, pero no todos los pareceres son ciertos. Se puede opinar que los hombres no mueren o que no existe Pekín, pero son ideas equivocadas.

.
L: Otra vez con la demagogia barata. Yo sí que te voy a dar argumentos válidos y lógicos.
Primero, está claro que el relativismo evita posturas tan dogmáticas como las que tu defiendes, mejora la comprensión y la tolerancia entre la gente. En definitiva la firmeza en la verdad es poco dialogante y nada democrática.

.
P: Pues, si esos son tus argumentos, apaga y vamonos. Vamos a ver…, en una organización democrática la noción de verdad ha de estar en el centro de la vida pública. Si no hay verdad, no es posible el debate porque la discusión deja de ser un proceso de búsqueda y se transforma meramente en una tramoya del poder. Si no hay verdad, si todas las opiniones valen lo mismo, pierde todo su sentido el pluralismo democrático.
En definitiva todo se trata de eso, de la búsqueda de una verdad, existente, que tú niegas.
Así te diré que claro que valen las opiniones, pero aquellas serán mejores cuanto más cercanas a la realidad, es decir a la verdad.

.
L: Pero…. ¿Qué es la verdad?, sino un conjunto de verdades, cada uno tiene la suya.
.
P: Ay amigo, ahí, ya que te gustan los versitos y las citas, te contestaré con una frase genial de Juan Pablo II: “La pregunta de Pilato: "¿Qué es la verdad?", emerge también hoy desde la triste perplejidad de un hombre que a menudo ya no sabe quién es, de dónde viene ni adónde va.
¿Te das cuenta? que no sabe donde viene, ni donde va…, eso es lo que os pasa. Ese es el quiz de la cuestión y el origen de todas las crisis.

.
En esto estaban, cuando acertó a pasar frente a ellos el camarero y aprovecharon para pedir la cuenta. Entre unas cosas y otras, aquella conversación había dado para unas cuantas cervezas y alguna que otra ración. El camarero les pidio 20 euritos.
Paco hizo el gesto de pagar pero su amigo Luis “el relativista”, se adelantó, y le alargó al camarero, nada menos que un billetazo de 100.
Viendo el asombro del camarero, que rapidamente se apresuró a decir que no tenía cambio, el bueno de Paco se ofreció a cambiarle un billete. Tomó los 100 euros y después le dio a su amigo dos billetes de 20.
.
P: Aquí tienes tu cambio, hermano., (le dijo)
L: Un momento, yo te he dado 100 euros y tú me has dado a cambio sólo 40.
P: No, está bien: 20+20=100.

L: Disculpa, pero 20+20 son 40.
P: Puede que eso sea verdad para ti, pero para mi 20+20 son 100.
.
Luis se estaba irritando por momentos
.
L: Aquí sólo hay una verdad, y es que eres un ladrón mentiroso que me quiere robar 60 euros!
.
Al final, Paco sacó otros tres billetes de 20 euros y se los dio sonriendo mientras le decía:
.
P: Veo que todos los relativistas sois iguales. Vuestras convicciones están bien para justificar vuestros pecados o quedar bien en tertulias políticamente correctas, pero en cuanto algo afecta en serio vuestras vidas queda claro que no son más que una fachada. Ya ves, en tu caso ha bastado que estuviesen en juego tan sólo 60 euros de tu dinero para que te convirtieses en un dogmático intolerante que grita que sólo hay una verdad. Jajajaja.
.
Bien, pues todo esto pasó un verano cualquiera, de una tarde cualquiera, en ese Madrid, que solo mi relativa "verdad" conoce.
Pdta. Cualquier parecido con esta realidad, es pura coincidencia. ;-P

* * * * *

6 comentarios:

Angelo dijo...

Juass que bueno. Que suerte tienes de escuhar al menos una controversia que valga la pena, porque esos universitarios no veo yo por aquí con dicho tema de conversación. Me imagino como disfrutaste, lo que no entiendo es como pudiste aguantar sin dar tu opinión. Pero ya veo que los dejaste solitos y Paco argumentaba bien. Lo del cambio es para aplicarlo en alguna ocasión. Un abrazo

Militos dijo...

Hoy se me hizo muy tarde. Toy desvelada.
Bueno, este post me ha trasladado al bendito verano, caluroso y refrescante con las cervecitas al alcance de la mano. ( Creo que te debo una en el bar del Madrid).Y qué bien me ha sentado, en medio de este tiempo lluvioso y nevado que estamos viviendo.

Seguro que eran universitarios y de Filosofía, qué manera de filosofar.
lo mejor de todo la demostración clarísima y rigurosa del RELATIVISMO Y LA VERDAD.
Aunque no queda muy claro quien era el chico listo.
Besiños verdaderos y relativamente tardíos

Guerrera de la LUZ dijo...

Y tienen razón los relativistas, más de la que ellos sueñan. Todo es relativo, sí, pero relativo respecto al absoluto. Si no existiese el absoluto, el relativo no cabría en ninguna parte. Es de cajón.

Un besito. En oración por el pueblo haitiano, gracias por vuestros impulsos de unión.

Militos dijo...

Qué bonito video, Arcendo, y que gran mensaje en la letra:
"La esperanza es débil, pero difícil de matar"
¿Quién es "la voz resistente"?
Gracias, Arcendo, sé que puede haber milagros.
Los mensajes con música llegan más adentro.
Besiños

MARISELA dijo...

Un post necesario en estos momentos. La verdad existe y después existen los puntos de vista de los hombres sobre esa verdad, lo que pasa es que nuestra limitación (ceguera en muchos casos) nos hace creernos dueños del absoluto y queremos pasar por encima de la Verdad. El relativismo se apodera del hombre casi siempre por la vertiente materialista, como ese chico que no quiere dejar de tener sus 100 euros, aunque sería relativo el cambio. Muchos creen que hay que tener mucho y de todo, y probarlo todo, sin pensar en el daño que les hace a ellos mismos.
Pero Dios es grande, sabio y misericordioso y por eso nos dio a su Hijo, para que nos enseñara el camino, la verdad y nos diera la vida.
Un beso, me uno a las oraciones por Haití.

E. Baregó dijo...

Me ha encanto este post, muy ameno y profundo. Me ha encantado, gracias. Sigo pensando que sus post son muy entretenidos incluso si trata temas serios y capilares.

Respecto el relativismo ya todos sabemos que es un presupesto que dialécticamente no tiene argumento firme ya que sucumbe por sí mismo: Si todo es relativo entonces no existe ninguna verdad objetiva, por lo tanto concluimos de que la supuesta "verdad" que dice que todo es relativo o según como se vea, no existe, pues si todo es relativo la abosolutez del presupuesto de lo relativo total no existe o si "existe" (de ex-sistir, lo que está ahí, aparece) es falso. Y si se dice que sólo el presupuesto de lo relativo es verdad absoluta y todo lo demás es relativo se cae en contradicción, pues se dice que todo es relativo cuando no todo es relativo: la abolutez de lo relativo.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...