miércoles, 14 de marzo de 2012

RELATOS ATÍPICOS DE AMOR Y DESAMOR


.
PRIMERA ATRACCIÓN (FATAL)

- Disculpa, ...., perdona..., ¿Eres Juan Luis?
- ¿Por qué?, ¿Quien lo pregunta...?, ¿Tú quien eres?
- Cómo que quien soy. Soy María, es que no te acuerdas, María Sanchez... jajaja.
- ¿Nos conocemos?
- Claro que nos conocemos, tontorrón. Tu eres Juanulo, y yo, "la trenzas". No me digas que sigues siendo tan zoquete.
- No me acuerdo.
- Pues yo sí que me acuerdo, fuimos al colegio juntos.
- Claro..., claro..., ahora me vino la memoria. Tu eras aquella odiosa chica que me tenía frito, que me pegaba, que me arañaba, que me mordía, que me acusaba a los profesores, que rompía mis libros, y que además pintó los cristales de mis gafas con acuarela.
Dijo Juan Luis todo sonrojado.
- Jajaja, sí, si, por fín, ahora caes..., esa, esa soy yo... jajaja.
- Bueno, pues ya está, en ese caso... NO me alegra verte... Adiós.
- ¡ESPERA!,  Juan Luis...,. todavía me gustas...

.    .    .
.
DESPERTARES

Aquella soleada mañana de marzo iba a ser distinta.., ella abrió los ojos y él notó cómo el mundo se abría a sus pies... ¡Nunca habían estado tan bonitos!
Su retina que brillaba con ese marrón-verdoso nada habitual, propio de los mejores momentos, reflejó la luz del nuevo día, todo impregnado de esperanza.

- Ella, se levantó, entre armoniosa y perezosa, y encendió la radio; sonaban las notas del viejo “I want to hold your hand”..., "ufff, no hay nada mejor que empezar así", pensó él.
El sol lucía en su vida, el verdor de la naciente primavera lo envolvía todo.

- Él, después de tanto pensamiento, después de tanto sentimiento, también acabó saltando de la cama, destino a la ducha..., pero antes...., una breve y de nuevo introspectiva mirada al espejo:
"No sé cómo llegué a este lugar. El caso es que estoy y ella está. Que ambos estamos. Tenemos suerte, así que sonríe", se dijo a sí mismo...

...
 
PASEO POR EL AMOR Y LA MUERTE

Me lo encontré en pleno Paseo del Prado, enfrente del museo. Sentado a los pies de la estatua de Velazquez. Era un indigente muy peculiar.
Tenía, un par de alas desplumadas, usaba pañales y en sus manos sostenía un arquito Y pequeño carcaj vacío. Sobre sus rodillas sostenía un cartelón, muy mal escrito:

"El hamor se ha acabado, estoi en paro".

Ante tal triste situación, me acerqué y le tiré un par de de monedas, él levantó la mirada sorprendido y a la vez agradecido por mi caritativo acto.., me predijo:
- El amor llegará pronto a tu vida.
- Muchas gracias por tus buenos deseos - le respondí - pero mi corazón me lo han roto tantas veces que ya no creo en la existencia de aquello que tu llamas amor, ni siquiera aunque lo pongas con hache, dije esforzando un lamentable esbozo de sonrisa...

Sin embargo esa fue su sentencia de muerte..., al terminar de decir aquellas horribles palabras, vi al pobre indigente morir ante mis ojos, víctima posiblemente... de un ataque al corazón.
Me acerqué... y entristecido pude comprobar su firma en aquel penoso cartel, y lo siento, asombrado, lo dije como me salió:  ¡Es Cupido!

 ...
.
POR FÍN... finalizamos con EL BESO MÁS APASIONADO Y ARDIENTE DE TODOS...
.
 
...
*    *    *    *    *

3 comentarios:

Angelo dijo...

Podríamos poner un montón de ejemplos, algunos vividos muy de cerca.
El vídeo genial. ¡Menuda imaginación, pero ... ¡es que lo borda.
Un abrazo

Militos dijo...

Lo siento, pero ya te he robado ese corazón de Hoja verde para mi colección.

Estás de lo más inspirado ¿No andarás ya de aniversario ¿No?

El video es de una delicadeza sublime y hoy me ha venido muy bien tanta belleza en este post.

BESIÑOS

Maria del Rayo dijo...

Jajajajaja!!
Me encantó todo tu post.
El vídeo se debió haber llamado despues de calcinados seguimos juntos.
Que ideas!!
SL2!!
DTB!!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...