jueves, 10 de septiembre de 2009

CINE DEL QUE YA NO SE HACE


.
Si ayer hablábamos del Cardenal Rouco, hoy, aunque más indirectamente lo vamos a seguir haciendo, para hacerle caso en sus indicaciones.
En marzo del 2007, según la agencia de noticias
Zenit, El cardenal Rouco presidió la entrega de los Premios Alfa y Omega de Cine de aquel año. En aquella ocasión una de las premiadas fue el magnífico documental sobre la vida monástica “El gran silencio”.
Sin embargo, a pesar de la belleza y el merito de esta película, a lo que me quiero referir ahora, es a las declaraciones que hizo Monseñor Rouco, como Presidente del acto:
Llevar a la gente a ver «buenas películas», y ayudarles a encontrar dónde puedan verlas es una tarea evangélica fecunda”, señaló el Cardenal.
.
Efectivamente, el cine, el –buen cine- también puede ser un medio idóneo de apostolado, y aunque en este blog, ya lo intuíamos, después de las palabras del purpurado, nos afanaremos más en la búsqueda y difusión de todas aquellas obras que merezcan ser vistas.
Así pues, lo lógico, sería que retomásemos ese propósito con la antedicha, “El gran silencio”, pero si me lo permiten, esta la vamos a dejar para mejor ocasión; creo mejor esta vez, rescatar una obra maestra, que además viene como anillo (cardenalicio) al dedo, por el tema tratado en este post y también en el anterior.
Porque precisamente, la que quiero hoy recomendar es “EL CARDENAL”.
.
"The Cardinal", que fue su título original está fechada en 1963 y fue dirigida magistralmente por Otto Preminger. Es una obra basada en un libro del escritor americano Henry Morton Robinson, y cuenta la trayectoria de un joven sacerdote, nacido de familia humilde, al que los avatares de la vida le llevan a alcanzar el estado de Príncipe de la Iglesia. Ese seria el resumen más escueto, pero una superproducción como esta, lleno de grandes actores, un excelente guión, un director de prestigio y más de dos horas y medía de metraje, dan para mucho más.
.
El Cardenal está repleto de episodios crueles y otros regocijantes, hay escenas cargadas de ansias humanas, de piedad y de ternura, donde el gran protagonista sin duda es el amor, amor humano y amor divino.
En la película, el protagonista, Stephen Fermoyle (Tom Tryon), realiza su destino sacerdotal con diarios esfuerzos, desalientos, aspiraciones y triunfos, mostrando su personalidad de hombre fuerte, a la vez que afectuoso.
.
Una de las cosas más interesantes del film es el repaso que hace a la historia de la época, pasando por innumerables episodios, donde el protagonista deberá dar la talla, no sólo como sacerdote, sino también como ser humano.
Es precisamente en ese contexto histórico y de exaltación de todos los principios de nuestra fé, donde se plasma la grandeza y también la tremenda vigencia de la película. Una obra que toca temas tan candentes como la vocación la fidelidad en el matrimonio, el sexo fuera del matrimonio, el aborto, las tensiones raciales, el ascenso del nazismo y finalmente la guerra...es todo un compendio temático que está ¡¡de plena actualidad!!
.
En "El Cardenal" también está de forma omnipresente la vieja lucha, el conocimiento del bien y del mal; sin embargo, a diferencia con el cine actual, el triunfo es del bien, aunque este llegue tras algunas dudas y no pocas luchas interiores y exteriores.
El Cardenal pues, es una novela de alabanza de la vida, en su sentido más pleno. Es valiente y sentimental; es vigorosa y ennoblecedora; Una película que mueve a la comprensión compasiva al prójimo y a una fe inconmovible en la sabiduría y clemencia de Dios.
.
Es sin duda curiosa esta cinta en la filmografía de Premminger. El conocido director venía de filmar un año antes "Tempestad sobre Washington" con Henry Fonda como protagonista, y en esta, se superó, sin duda alguna.
Aunque ni le pone, ni le quita merito, como anécdota sería bueno también reseñar las nominaciones a los oscar que tuvo, sobre todo la que le dieron a otro de los grandes del cine, John Huston por su papel del obispo Glennon; pero lo verdaderamente importante es que está obra, con premios o sin ellos, es que es una de las imprescindibles para todos los amantes del séptimo arte, sean creyentes o no.
.
Así, obedeciendo las sabias indicaciones de Monseñor Rouco, os he querido traer hoy esta joya, para que los que la conozcáis, la disfrutéis de nuevo, y los que no, la descubráis, en ninguno de los dos casos, estoy seguro, os vais a arrepentir.
.
* * *

* * * * *

6 comentarios:

Militos dijo...

Fíjate que no me acordaba para nada de esta película que tanto me hizo disfrutar en su día. Ahora me apetece mucho volver a verla.
Es lo grande del cine, las películas que te dejan un buen sabor, siempre tienen el privilegio de vencer al tiempo. Cine del bueno que no pasa nunca y que puede hacer el bien entreteniendo y emocionando, como esta de El Cardenal.
Que bien que la hayas resucitado al hilo de Monseñor Rouco.
Un beso muy, muy grande

Militos dijo...

Qué gracia me hace cuando coincidimos, más o menos, en la hora intempestiva de los comentarios.
Gracias por el tuyo y perdona mi olvido imperdonable
Besiños

Angel dijo...

Pues voy a ser el primero en irse a la cama, así que antes dejo mi comentario. No puedo resistirme a este gran peliculón. Hace poco salió en DVD y ya pude comprarlo. Qué magnifica película, sobretodo los temas principales que toca.Una película para la sociedad actual, Arcen has hecho una excelente elección. Donde hay hay. Un abrazo.

icue dijo...

Que bien volver a escuchar estas palabras del cardenal Rouco “Llevar a la gente a ver «buenas películas», y ayudarles a encontrar dónde puedan verlas es una tarea evangélica fecunda"
parece que quedan lejos, pero son de rabiosa actualidad y seriamuy necesario retomar ese camino.
Un abrazo y muy acertada tu referencia a esta pelicula.

Guerrera de la LUZ dijo...

No la he visto, ni siquiera había oído hablar de ella...

Como dice Angel que ya está en dvd la buscaré, tiene una pintaza buenísima.

Gracias darling.

Muas!

Alter ego dijo...

Pues....soy el único que no la he visto.
Pendiente de ver.
A todos ustedes os deseo un buen fin de semana.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...