domingo, 8 de agosto de 2010

TODOS PARA UNO

.
La catolicofobia furibunda que exhiben sin pudor, ciertos medios de comunicación, es absolutamente patológica, fabuladora y repetitiva (cansina).
Nada de lo que dicen es creíble; manipulan todo. Ninguno de esos que pervierten la verdad, representan un periodismo digno. Sus resentimientos son tantos y sus mentiras tan numerosas que no merece la pena prestarles atención. Sin embargo, la ofensiva contra la Iglesia no cesa, y casi todas las recriminaciones que se le imputan se centran en la figura de su cabeza visible, el Papa.
.
Últimamente el pretexto han sido esos tristes casos de pederastia que tanto se han aireado, magnificado y manipulado. Sin embargo, gracias a la integridad del Pontífice y a su ejecución firme e inmediata en estos asuntos, todas las acusaciones han quedado desactivadas, poniendo de manifiesto que nadie nunca, podrá ensombrecer a la Iglesia de Cristo, ni a su Vicario.
Sabemos que lo que ocurre hoy, es tan viejo como el mundo; son ya dos milenios de vida y en nuestra Iglesia hemos visto y vivido de todo, y en todo ese tiempo el maligno no ha parado de azuzar, con más o menos éxito y hoy, “los de siempre” lo siguen intentando.
.
Las ofensivas vienen de todos los frentes; de esos consabidos sectores progre-nihilistas y también de otros grupos progre-ecumenoides, cada vez más frecuentes; pero los objetivos son los mismos, minar la fidelidad al Papa y desprestigiar a la Iglesia.
Es obvio que lo que parece más duro de asumir sean los ataques que vienen desde dentro, que cada vez son más numerosos. Pero nadie se va a extrañar de nada; ya lo dijo S.S. Pablo VI, "El humo del infierno ha entrado en mi Iglesia"; pero lo sabido, no impide la pena de saber que ese humo conlleva oscuridad. Que ese humo mancha, incluso, -que nadie se escandalice-, que ensucia las vestiduras purpuradas de muchos pastores de almas, de sacerdotes y de muchas personas buenas que acaban perdiéndose en un mar de confusión.
.
La Iglesia Católica, por definición es UNA; pero en estos momentos, a veces parece un caos, lleno de contradicciones. Hay demasiadas voces que llaman a metas diferentes y muchas de ellas son discrepantes entre sí y desde luego casi todas…, contra Roma. Existen excesos, absurdas “creatividades litúrgicas”, en muchos casos, no solo alejadas de toda ortodoxia, sino verdaderamente llegando a unos extremos que rayan en lo grotesco.
.
.
Todo lo que ocurre, es signo y símbolo de ese pernicioso humo del que hablaba Pablo VI; el Cuerpo Místico de Cristo está envuelto en sombras oscuras, sobretodo porque hay una gran crisis de fe.
Una enorme crisis, en la que se ponen en duda, Sacramentos y dogmas; y por supuesto también la autoridad del Papa. Pero que nadie se engañe, todas esas desviaciones, todas las apostasías que dicen pretender un bien espiritual, a todas se les cae la careta, cuando chocan con la inequívoca actitud del Papa. Es entonces, al advertirla, cuando se produce en ellos, la soberbia obstinación del propio juicio y como consecuencia, queda al descubierto su infidelidad, en esa rebeldía manifiesta contra la suprema autoridad papal.
Pero no es de extrañar, pues muchos de esos que ahora ponen en tela de juicio la autoridad del papado, antes renegaron ya, habían claudicado de nuestras más principales devociones, el celo por los Sacramentos y en muchos casos, el cariño a la Santísima Virgen; que son las fuentes copiosas del agua fresca de nuestra fé. Aún así, todos sus esfuerzos son baldíos, las soluciones que proponen esos disidentes de Roma, son un fracaso seguro, una apuesta suicida.
Por eso, ante este verdadero combate en el que estamos inmersos, ante la feroz avalancha antipetrina, nuestros esfuerzos han de redoblarse aún más, para demostrar el amor a nuestra Madre, la Iglesia y al Papa, a aquel al que Jesús dio plena autoridad: “tú eres Pedro y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y las puertas del infierno no prevalecerán contra ella" (Mt 16,18).
.
Aproximadamente, de aquí a un año, Dios mediante, el Papa, el Vicario de Cristo, Benedicto XVI vendrá a España para celebrar en Madrid las Jornadas Mundiales de la Juventud; y ante esta excepcional oportunidad los cristianos no podemos permanecer impasibles, debemos reaccionar, debemos ser el altavoz mundial de la voz de Dios.
La Iglesia necesita hoy de auténticos profetas como el Papa Benedicto, que estén listos para comunicar al Pueblo de Dios lo que necesita saber, necesitamos recuperar la esperanza.
Este primer Papa del tercer milenio, no solo es el viejecito de sotana blanca que ha plantado cara al mundo pagano, es una persona inteligente y preparada, y sobretodo es un hombre valiente, resuelto y santo. Es el faro luminoso que refleja esa Luz única que puede corregir el rumbo de este mundo a la deriva: “Él es la luz que brilla en las tinieblas”. Es, sin duda, la persona idónea para dirigir a la Iglesia en estos tiempos de desconcierto, negrura y ceguera relativista. Benedicto XVI es una bendición de Dios, que debemos aprovechar bien.
.
Por eso, convencidos de la gran importancia de ese próximo evento madrileño que se avecina, afortunadamente muchos ya están preparando esa visita, que tantos frutos, ha de dar.
En la red, han surgido brillantes iniciativas y surgirán muchas más. Cualquier propuesta que anime a ser partícipes activos en las JMJ son necesariamente buenas.
Efectivamente, es el momento de POSICIONARSE, de tomar partido, de hablar claro, de no callar, de manifestar nuestro apoyo y cariño, incondicional y sin reservas a este Papa, a Benedicto XVI.
Algunos, como esta HOJA francotiradora, hará labor por libre y otros queridos camaradas han elegido trabajar en grupo (Blogueros por el Papa
ver enlace-); pero el objetivo final siempre será el mismo. Luchamos en el mismo bando y en todos los frentes.
.

.
Todos luchamos contra el aburguesamiento, peleamos contra la vergüenza y el letargo. Reaccionamos ante los mismos enemigos y contra los que nos quieren hacer daño. Permanecemos alerta como centinelas vigilantes y luchamos como los legendarios mosqueteros, “Todos para uno”, porque ese uno, que es nuestro querido Papa Benedicto XVI, es de y para todos.
.
Todas las formas son válidas, ninguna se desprecia, si se mantiene el fondo. Lo que importa realmente, es que estas Jornadas de la Juventud, españolas, sean propicias para todo el mundo. Y que todos, recemos y trabajemos para que así sea.
.
.

* * * * *

8 comentarios:

Motorromero dijo...

Como bien dice la canción, he is the rock where we can build on. Roca, piedra, fundamento.
All for one and all for love!
Espero con ganas esos nuevos proyectos.
Gracias.

Salvador Pérez Alayón dijo...

Sí, Arcendo, son momentos de unidad, de sabernos todos en uno y asistido por el ESPÍRITU, que nos asegura la victoria, la infabilidad, el camino recto y seguro.

Y, al frente del rebaño, el Papa, la Roca que dejó JESÚS para apacentar sus ovejas. Con él iremos todos, de la Mano de María y el Rosario de los sábados de todos, juntos y unidos hacia la tierra prometida.

Cierto que hay oscuridades, peligros, tanto fuera como dentro, pero siempre será así. El enemigo, Satanás, hay que llamarlo por su nombre, no descansa y sin te quedas solo te abate, te desalienta e intenta acabar contigo: alejarte del rebaño y del camino.

Por eso necesitamos la oración, tanto a nivel personal como comunitaria (Rosario), y el compartir y comentarnos unos a otros, porque l fe se fortalece dándola y compartiéndola.

Un abrazo en XTO.JESÚS.

MARISELA dijo...

Muy buenas iniciativas para apoyar al Papa, me uno a ellas.
Pensando en esta situación estaba yo, pues leyendo algunas páginas que se dicen apostólicas, romanas y católicas, proyectan ideas que me dejan dudosa.
Si te pasas por camino misionero, verás cómo se escribe. No te digo más, velo por ti mismo.
La verdad es que muchas veces me pregunto si me fe es muy simple o es que soy una inculta redomada, pues en los comentarios que se hacen en páginas como Periodista Digital, donde se habla de Teología pura y dura, casi nunca encuentro mi fe, no conozco ese Dios y ese Jesús que describen ellos.
Pues será eso: que no entiendo nada.
Lo que a veces me duele es pensar que nos dividamos desde dentro: yo creo en los cambios, en avanzar, pero creo que eso debe decirlo el Espíritu Santo y el Papa actuar en consecuencia.
No se si vistes un reportaje sobre la vida consagrada que pusieron en el canal 24 hrs, hace unos 15 días, sábado. Ahí salieron monjas de clausura que dijeron que se aburrían!!!!!!!!!!1 Y monjas que que dicen que por qué el hábito, que mejor los pantalones. No se, pero me ha chocado mucho el que consagradas hablen así ante una cámara, sabiendo cómo se utilizarán después esas manifestaciones. Y no digo que no lo discutan entre ellos: si te aburres es porque no estás con Dios lo suficiente, salte y hazte camarera, así no te aburrirás.
¡Qué se yo! A veces me quedo con la boca abierta ante estas cosas.
Creo que siempre han habido crisis y manipulaciones y guerras contra el Papa desde cualquier lado, sólo que este Papa es fuerte y no dejará manipular. Y ésa es una gran noticia `para todos. Pues sigue siendo la piedra sobre la que habló Jesús.
Bueno, disculpa lo largo del comentario, pero a veces se hace necesario sacar estas cosas para comentarlas con los amigos/hermanos.
Saludos y bendiciones.

Militos dijo...

Querido, maravilloso post de unión con el Papa, esa es la principal misión de los cristianos.
Si jesucristo sufrió en sus propias carnes la traición, no debemos asustarnos ni temblar por los ataques a la iglesia y al Papa que son una misma cosa.
Cooperar como se pueda es el mejor camino.
Precioso el banner de los sábados blogueros...
Genial la frase de Benedicto XVI que has elegido para la cabecera. Qué sabiduria la suya. la tuya tampoco deja que desear.
Por mail te doy razones de mi ausencia.
Muchas gracias por acordarte de mi.
Besiños

Alter ego dijo...

arcen,siguen una y otra vez con lo mismo.Sólo pido que salga un partido como Dios manda en defender nuestra religión Católica.

Saludos cordiales.

Militos dijo...

Vuelvo para decirte lo interesantes y convenientes que son los enlaces que mencionas. ¡TODO POR EL PAPA!

También te doy las gracias por tus ánimos, en cuanto pueda contesto, aquí estoy hoy luchando con la cobertura pa poder publicar algo, pero no consigo subir imágenes ni a estas horas.
Besiños,a mi mosquetero favorito.

Maria del Rayo dijo...

¡La Iglesia será combatida, pero jamas vencida! Igual el Santo Padre. Estamos en lucha continua.
Considero que cada uno de nosotros podemos hacer algo desde donde estamos,sobre todo, oración, oración y más oración.

BRUCE dijo...

Qué patético el "católico" Bono zampando, porque eso no es comulgar.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...