miércoles, 24 de agosto de 2011

VINO PARA ESTO.... y mucho más.

.
A poco de iniciarse el viaje pastoral de Su Santidad Benedicto XVI con motivo de la JMJ, muchos de esos medios, que se esconden detrás de una careta de falsa tolerancia, se cuestionaban la conveniencia de este viaje. Hasta tal punto llegó la cosa que, incluso el periódico más sectario del quiosco recibía al Papa con su portada menos hospitalaria:
.
"¿A QUE VIENE?"
.
Ahora ya la JMJ es historia, y afortunadamente ha superado todo lo previsto. Nadie, duda del impresionante beneficio espiritual, que estoy seguro, perdurará por tiempo y tendrá su eco en varias generaciones; pero tampoco nadie, con dos dedos de frente, puede poner ya en tela de juicio los enormes provechos económicos que esta visita ha dejado. Es un hecho, y además una realidad mensurable, cuatificable, las matemáticas están ahí, y no dejan lugar a conjeturas. Los detractores del viaje, al menos en este asunto, se han quedado desnudos, desarmados, sin argumentos.
.
Sin embargo, a pesar de esa excelente noticia, que muchos esperábamos..., el Papa no ha venido, ni mucho menos, a dejar las arcas de la Comunidad de Madrid, un poquito más llenas; el Papa ha venido sobretodo y ante todo, como padre, para ver a sus hijos.
Para consolarlos, para decirles que no están solos, para reconfontarlos, para impulsar y animar a sus hijos (que son todos aquellos que le acojan como padre), precisamente en unos tiempos que no son nada fáciles.
.
Pero también, -y es sobre lo que hoy quiero hacer todo el hincapié-, el Papa ha venido para demostrar la verdad, para desenmascarar a los mentirosos, para tumbar rancios prejuicios, para desmontar viejos tópicos, para derribar prejuicios, para demoler todo lo que desde el pensamiento único, se quiere imponer, y que justo hasta la JMJ esa perversa tesis... estaba ganando la calle.
.
La idea deformada del católico en algunas malas películas, en muy malas series, en pésimos libros, es una caricatura grotesca de ser humano, que nadie en su sano juicio puede aceptar.
El católico para estos opúsculos, es antipático, melindroso, miedica, hipócrita, oscuro de ideas y ropajes, intolerante acérrimo, e incluso bobo redomado. Nada, nada más lejos de la verdad. Sin embargo, todas esas mentiras han calado en gran parte de la población, por eso... urgía desarmar ese desproporcionado montaje.
.
El Papa lo ha hecho, con algo irrefutable. Dicen que estamos en la civilización de la imagen. Dicen también que una imagen vale más que mil palabras. Pues el Papa, con la convocatoria de la JMJ ha proporcionado a los escépticos y a los descreídos, más de una sola imagen. Con miles de instántaneas se quedó nuestra retina, miles de vivencias persisten en la memoria, y todas ellas, nos animan a muchos y desbaratan estrepitosamente las trolas de otros.
.
¿Quien piensa ahora que la religión es minoritaria?, ¿Quien se puede atrever a afirmar que el rezar el rosario o ir a Misa sea cosa de cuatro viejas beatas?
¿Quien piensa que por confesarse uno esté más triste? ¡TODO LO CONTRARIO!
.
Durante unos días Madrid ha sido la capital de la vida, de la alegría, de la juventud, ¡de la fé!. La religión ni es de viejos, ni de amargados, eso queda para otros, precisamente para los que más alejados de DIOS están.
.
En estas Jornadas se ha demostrado la fuerza imparable de una juventud feliz, que responde con alegría pero con interés y esfuerzo, a las exigencias. Que deja de lado el camino fácil. Que sabe reír, cantar, soñar, pero también sabe estudiar, prepararse y rezar en un silencio ejemplar, del que muchos, que hemos pasado la cuarentena deberíamos aprender.
.
¿A que vino el Papa?, precisamente para mostrar a propios y extraños, la pujante y esperanzadora juventud de la Iglesia. ¡Esta es... la juventud del Papa!.
Así que ante la evidencia, que se le caíga la cara de vergüenza a quien la tenga..., y que rectifique, quien deba hacerlo.
.
*   *   *
 
.
*    *    *    *    *

5 comentarios:

Maria del Rayo dijo...

¡Hola Arcen!
Me ha dado mucha alegría entrar a tu hoja.
DTB!!

LAH dijo...

Si señor! Arcendo ha sido algo impresionante que no creo se borre en los corazones, la verdad siempre triunfa, y mas que nunca tengo la certeza de que Cristo esta Vivo en su Iglesia! estoy muy alegre por estos dias. un abrazo

Mento dijo...

La juventud del Papa un poco madurita está de vuelta ya en casa, ha merecido la pena todos los malos momentos de salud por ver y sentir y ser participe de lo que se ha vivido estos dias en Madrid.
Algunos ahora como tu bien dices en esta entrada, tendrán que callarse, ya no pueden seguir hablando, pero sacaran otras cosas. bueno, aqui seguiremos los cristianos, para ser perseguidos y con ello dar testimonio de Jesucristo.
Me acordé de ti Arcendo en la Viguilia, porque me puse muy mal con las piernas y reze por ti y por todos los que no estamos muy bollantes de salud.
un abrazo fuerte.

Militos dijo...

"LA VERDAD NO ES UNA IDEOLOGÍA, ES UNA PERSONA . JESUCRISTO"
Para mi es uno de los pensamientos del Papa que más me ha calado y le doy gracias por mostrarlo al mundo en que vivimos.

BESIÑOS, jovenzuelo

Militos dijo...

Dice Jesús: "He venido para que los míos tengan vida" y vida abundante...
Y con Benedicto XVI, Jesús sigue vininendo para lo mismo, de nosotros depende hacer nuestra esa vida que Cristo os trae.
¿Cómo van a entender esto los medios de comunicación?

BESIÑOS, de nuevo, no sé lo que me àsa hoy...

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...