viernes, 25 de noviembre de 2011

CONDUCTAS IMPROPIAS (¿también en nuestra filas?)


"Educar en la igualdad y el respeto es educar contra la violencia". Vicktor Frankl. Psiquiatra, neurólogo y pensador católico.

Lo recibí de mi hermano Bruce y me impactó como al que más. Estoy hablando del vídeo que Mento, con mucho acierto, colgó ayer en su blog. (Ver enlace).
Supuestamente, se trata de una suceso cotidiano en un centro de enseñanza de algún país islámico. En el mismo, se pueden contemplar una sucesión de actos de violencia contra menores, impensable en un país civilizado. Lo que allí se ve, ¡duele!, es absolutamente intolerable y merece, sin paliativos, la condena más enérgica.

Son curiosas las reacciones ante este documento. A mi querida Militos y a alguna persona más, con las que luego tuve la oportunidad de intercambiar impresiones, les parece tan brutal y despiadado, que no dan crédito. Piensan, que puede ser un montaje, dicen incluso, que oyen risas. Pienso que la bondad de estas personas, no concibe, no puede admitir que alguien pueda hacer eso, con unos niños tan pequeños e indefensos. No es razonable, no es admisible.
Yo sin embargo, -a lo peor tengo más malicia-, pienso que desgraciadamente todo es tan cierto como aparece allí. Si "aguantamos" el vídeo hasta el final, los lloros, los lamentos, las caritas de pena de esa última niña a la que se le golpea y zarandea sin piedad, no se pueden fingir.
Efectivamente, sí parecen oírse risas. Creo que son igualmente crueles, porque pertenecen al cámara que se ríe de las atrocidades que está grabando, seguramente muy conforme con aquel tipo de "educación".
Otra de las cosas más repelentes, también ocurre al final del vídeo. Y es cuando, brevemente. se enfoca al resto de la estancia, donde en un rincón están dos o tres mujeres con burka, testigos mudos de aquella terrible escena. ¿Estarán de acuerdo con tal barbaridad?...  Mejor no pensarlo, me temo que entre el miedo al látigo y el fanatismo impregnado en sus almas a lo largo de los años, la respuesta pueda ser afirmativa.
Como bien, deja entrever Mento, con gran sensibilidad y buen criterio, posiblemente en Occidente, nos estemos "pasando" en permisividades con nuestros hijos; pero este otro extremo, el que se ve en ese vídeo, es simplemente ¡repugnante!

Cuando Bruce me lo remitió, venía con la petición expresa de pasarlo a los contactos para que se difundiera, seguramente para crear una conciencia colectiva en contra de estas salvajadas...; sin embargo, aunque aplaudo la decisión de Mento, a mí, el contenido del vídeo me pareció tan aberrante, que preferí propagarlo solo entre determinadas personas.
Sabía que iba a pasar y pasó. Una de esas personas a las que le enseñé el vídeo, es un amigo muy querido, con el que, sin embargo, no comulgamos en muchas cosas. Rápidamente saltó la chispa, la polémica estaba servida.
Al ver aquello, mi amigo, gran persona, llena de sensibilidad, mostró su asombro y su asco hacía aquello; pero después... surgió la coletilla:

"Bueno todo esto está muy mal, está fatal, ¡pero no sé de que te extrañas tú, ahora!", me dijo. "Esto no es algo tan distinto a lo que hacían los curas y las monjas, en las escuelas franquistas de hace solo unos años", y añadió "¿Es que no te acuerdas ya, de los reglazos que nos sacudían en los nudillos en el cole de antes?"

¿Que podría yo decir entonces, ante aquella acusación?..., Por mi parte, he de decir la verdad como Cristo nos enseña. Es decir, puedo contar mi experiencia personal, que es lo que tengo; que es de lo que yo puedo hablar; que es lo que yo puedo aportar.
Y mi vivencia no es otra que los recuerdos de una serie de años en una escuela de Primaria de la que, guardo gratísima memoria de sus profesoras; y posteriormente de un colegio en las afueras de Madrid donde hice el bachillerato.
En el mismo, no lo voy a negar, hubo quien utilizaba la regla, pero nunca, en ningún caso, el cura. Es más, puedo recordar con nitidez, una discusión entre este sacerdote y otro profesor, en pleno comedor, en plena hora punta.
Aquel día, mi muy querido y recordado Don Eugenio, mi profe de reli, (murió hace unos años), se atrevió a abogar públicamente contra esos métodos tan inhumanos como anti-docentes. Un gran tipo, al que es necesario defender por su coherencia y su valentía.
No así otros profesores, concretamente uno que, resentido por su declarado republicanismo, visceralmente anti-franquista, dejaba sentir sus rencores en nuestros pobres lomos, cuando llevábamos la lección solo "prendida con alfileres".
.
Así mismo también, para ser honestos, me veo en la obligación de reconocer y admitir el reverso de la moneda. Sé, por amigos y familiares de los que me fío, que en ese tiempo también hubo curas que tiraron de reglazo, de tirón de orejas, o de otros castigos escolares, hoy... impensables. Lo sé. Lo siento y me apena mucho reconocerlo.
Sin embargo, creo firmemente, que es más, la propaganda en contra, que lo que realmente ocurrió.
Siempre ha habido, en todas las profesiones y en el sacerdocio también; gentes que no han ejercido su profesión con coherencia. En definitiva, siempre ha habido manzanas podridas, hasta en el papado (Borgias y similares p.e.). Incluso ahora, lamentablemente, hay curas pederastas; pero esos, ninguno de esos, ni son, ni representan a la mayoría.

La Barca de Pedro, ha seguido su curso a lo largo de los siglos, gracias al impulso y a la fidelidad de unas mayorías que han tenido, siempre, como rumbo el Evangelio. Una forma de vida donde el perdón, la compasión y la entrega son inherentes, un procedimiento que choca estrepitosamente con aquellas conductas impropias de un pasado que fue glorioso; y que también, se revuelve contra aquellos errores en los que hoy,  persisten algunas "culturas" arcaicas, justificándose en nombre de un dios irreal.

Nuestro DIOS es aquel que nos dejó como primer encargo el "Amarnos" entre nosotros, como Él hizo, como Él hace. Cualquier otro planteamiento, ideología, doctrina o religión que olvide ese precepto básico no es de DIOS. Puede ser fácil la tentación, por eso mismo, no podemos olvidar que en la raíz de cada violencia contra el prójimo se cede siempre a la lógica del maligno.

Los tiempos infaustos, de aquella falacia que repetía tercamente que "la letra con sangre entra", felizmente han terminado, entre nosotros. Pero para que nadie se confunda, habrá que decir que ni el autor de aquella frase era español (Enlace); ni aquellos terribles métodos eran exclusivos de la cultura española, a la literatura del genial Dickens me remito, entre otros muchos indicios.
Ahora, solo falta recuperar la cordura, en base a que todas las religiones se acerquen a los planteamientos de LA CULTURA DEL AMOR propuesta por DIOS, a través de la única religión verdadera, la Católica.
.
Actuaciones, como las de aquel vídeo que me envió Bruce; me confirman mucho más, en que NO todas las religiones son iguales y en que, esa última aserción que hago y subrayo en el párrafo anterior es absoluta y totalmente cierta.
.

*   *   *   *   *

4 comentarios:

Mento dijo...

Gracias hermano. Cuando decidí publicar ayer el video, pensaba en esto, sabia que yo lo lanzaria y otros con más capacidad y más preparados que yo, lo apoyarian en sus blogs y con sus palabras. Salvador tiene pensado publicar tambien para el 28. En el colegio y en el barrio hay algunas familias arabes, por respeto a ellas y por la persecución que ya tengo en el barrio por tener un blog. Junto a las imagenes que se que no todo el mundo por sensibilidad pueden ver, estuve a punto de no hacerlo, pero luego no era capaz de irme a la cama con esa visión y sin hacer nada, aunque tampoco se si realmente basta con esto.
Yo gracias a Dios no he vivido la epoca en que los reglazos y los tirones de oreja se llevaban, mi padre desde luego no lo hubiera permitido, pero yo tampoco aún siendo una niña.
¿Sabes? Ayer pense poner el titulo al revés del cuadro de Goya. Precisamente pensé en ello y en el culete del niño que sale en el cuadro. Porque el mensaje que yo le enviaria literalmente a los que piensan que la letra con sangre entra, que todavia hay muchos, precisamente, tendria tambien un culete.
Hay tantas injusticias en nuestros dias y una se siente tan impotente. Ahora que callarme no me callaré nunca, aunque cuando lo haga suba el pan.
Un bezaso guapo.

Militos dijo...

No me gusta que me traten de bobalicona, siempre digo lo que pienso de todas las cosas y en todas partes.
Puede que pasen esas cosas, pero el video me parece un montaje¿Qué sentido tiene que ellos mismos graben un video así?, los cámaras hablaN en árabe. Y menos mal que ahora reconoces que había risas, aunque sean de los cámaras...

En cuanto a los colegios Franquistas sólo puedo decir que estuve en un colegio de monjas desde 1945 a 1955, mis hermanos de curas, y jamás vímos maltrato físico en ninguno de los alumnos, y eso que se supone fueron los años duros del Franquismo. Los castigos consistían en echarte de clase o hacerte quedar más tiempo cuando acababa el colegio. De eso sí sé algo.
Por lo demás, estuve tan feliz en el colegio que faltó un pelin para que me quedara con las monjas pa siempre.

BESIÑOS DE ENFADO

Bruce dijo...

Pues yo no estudié en la EGB en un colegio de curas del franquismo, sino en uno público, laico,donde nos intentaron meter las ideas socialistas siempre que pudieron algunos de los profesores,en democracia, gobernando UCD y luego el Psoe,y nos pegaban unos palmetazos y unas tortas impresionantes, (galletas las llamaba el director del colegio). El director nos ponía en fila y jactándose, nos repartía galletas que de la fuerza nos daban nos volvían la cara.
En 8 octavo de EGB me acuerdo que fuimos de excursión de fin de curso a Torremolinos, una noche me perdí, dentro del Hotel no en la calle,porque estaba cerrado y nos dejaban salir,no se como me hice un lio entre los pasillos, y cuando me encontró el director me dijo a voces como loco literalmente: "ME CABO EN TU PUTA MADRE, ME TENÍAS LOCO BUSCÁNDOTE,ME CAGO EN TU PUTA MADRE..." una y otra vez. Protito un nene de los de hoy tolera eso a un profesor ya con 14 años, le pega un puñetazo al profesor, que es con lo que se quedó con ganas de darme a mí.
Creo que le importaba más lo que legalmente le pudiera pasar a él si me hubiera pasado algo, que lo que físicamente me podía haber pasado a mí, sin duda vaya!

De hecho breves instantes antes un guiri borracho adulto quiso pegarme porque le dio la gana, y no lo hizo porque llegaron los profesores.

Por eso hoy cuando veo que los "niños" se pasan veintemilpueblos con los profesores, siempre hay una parte dentro de mí que dice "ajo y agua que bien mal me lo hicísteis pasar a mí".

En el instituto, estudié con los Jesuitas, en un privado concertado, y eso sí que era educación en valores. Excelentes!!

Así que dice a tu amigo Arcen, que no solo en el franquismo y por curas, sino en la democracia y por profesores progres se repartían todos los días una buena ensalada de tortas.

En cuanto a pasar el vídeo o no, digo lo mismo que mi comentario en el blog de Mento, hay paces más injustas que muchas guerras y silencios más injustos que muchas voces, que no podemos aplicar la actitud de la avestruz escondiendo la cabeza, y aunque sea duro, lo que hay que denunciarlo, hay que denunciarlo y punto.Lo que sale en ese vídeo se debe saber.

¿No callamos también las matanzas de cristianos en paises islámicos porque es hablar de cosas desabradables o lo denunciamos?

Callar, callar, callar...BASTA YA DE CALLAR!!!

Maria del Rayo dijo...

A mi no me gusta que agredan a los niños, ni de broma, por qué no hacen eso mismo con alguien en iguales condiciones, verdad que no? si bien sabe el diablo a quien se le aparece!!
Creo que tenemos que poner lo que este de nuestra parte para acabar con la violencia, en especial con los más desprotejidos.

Saludos.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...